Riesgos financieros amenazan Autopistas del Caribe: ANI advierte sobre posible liquidación del contrato

En dos mesas interinstitucionales, delegados de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) presentaron, ante autoridades y representantes del sector privado de los departamentos de Atlántico y Bolívar, los desafíos financieros y los riesgos asociados al proyecto Autopistas del Caribe, que podrían llevar a una liquidación anticipada del contrato.

La ANI explicó que la iniciativa requiere una inversión de $6,2 billones y, por lo tanto, los ingresos generados por peajes desempeñan un papel crucial en el financiamiento de las inversiones, operaciones y mantenimiento.

Lyda Esquivel, vicepresidente Ejecutiva de la ANI, expresó su preocupación por las condiciones de liquidez y destacó el déficit de $84 mil millones generado desde diciembre de 2021 debido a la suspensión del cobro en la caseta de peaje Turbaco.

Por su parte, Guillermo Toro, vicepresidente de Planeación, Riesgos y Entorno de la ANI, enfatizó que se han presentado las consideraciones técnicas, financieras y jurídicas del proyecto a la comunidad, junto con una propuesta para garantizar su continuidad, que actualmente está siendo analizada por parte de la comunidad.

Llamado a la acción conjunta para salvaguardar el proyecto y promover el desarrollo regional

Los gobernadores y alcaldes de Atlántico y Bolívar también expresaron su preocupación ante la posibilidad de liquidación del proyecto, ya que este representa desarrollo, generación de empleo e inversión social.

El alcalde de Cartagena, William Dau, sugirió que los camiones grandes como las tractomulas y contenedores sean los que deban pagar el peaje y fue enfático en rechazar que a los vehículos tipo 1 o 2 se les cobre peaje: “bajo ninguna circunstancia los vehículos pequeños y ciudadanos de a pie se les puede cobrar” afirmó.

Finalmente, solicitaron una acción conjunta por parte del Gobierno nacional, departamental, local y la comunidad en general, con el objetivo de asegurar que las inversiones lleguen a los territorios y encontrar una alternativa que garantice la continuidad del corredor de carga CartagenaBarranquilla, como motor de progreso para la región, sin poner en riesgo su alcance y los beneficios que conlleva.

Más Noticias